Salsa de ajo casera - Receta Personal

por
Destacado

Las salsas y otros aderezos son los mejores acompañantes para casi todas las comidas que consumimos a diario. Yo soy amante de las salsas, en especial de la mostaza y la salsa de ajo. Pero en mi localidad no venden la salsa de ajo en los supermercados, solo en las salsamentarias y las venden en unos empaques enormes pues son pensadas para negocios de comida. Además -Y espero que no lo lea uno de los fabricantes...- esas salsas saben horrible! Llenas de espesantes artificiales y sabores desagradables...

Así que, harto de que cada vez que quería comer un poco de salsa de ajo tuviera que ir a algún sitio de comidas rápidas y comprar algo pequeño solo por la salsa, empecé a preparar mi propia salsa.

Al principio fue algo muy sencillo, pues era muy chico y poco era lo que me dejaban hacer en la cocina. Solo tomaba mayonesa y la mezclaba con polvo de ajo o con ajo picado. No era la gran cosa, pero funcionaba. Luego fui experimentando con otros ingredientes, hasta que al final resultó una deliciosa salsa, hecha enteramente de productos naturales, muy deliciosa y muy personal, que preparo regularmente pues todos en mi casa la adoran!

No le tengo nombre aún... Así que si a alguno se le ocurre un buen nombre, sería estupendo!!

Paso 1: Ingredientes Básicos y Adicionales para la receta personal.

Como dice el subtítulo, hay unos ingredientes básicos para preparar una salsa de ajo, los cuales pueden encontrarse en cualquier cocina, por lo que sería poco probable que tengas que salir a comprar algo.

Los ingredientes básicos son:

  • 4 Dientes de Ajo
  • Aceite Vegetal - Cantidad necesaria
  • 3 Huevos
  • Pimienta y Sal al gusto.

Con los anteriores ingredientes ya podrás preparar una salsa de ajo sencilla y deliciosa. Pero para la receta que realmente preparo siempre, necesitarás añadir lo siguiente a lo anterior:

  • Limón
  • Salsa picante
  • Mostaza
  • Miel
  • Cilantro

En vez de cilantro, puede usarse cualquier otra hierba de cocina. Algunas que recomiendo son: Eneldo, Perejil, Tomillo, Orégano, Albahaca, Ajedrea o Perifollo.

En cuanto a la cantidad, los ingredientes básicos dan para al menos 2 tazas de salsa, los ingredientes adicionales se agregan al gusto de cada uno. En mi caso uso 1 Limón, 2 Cdas de mostaza, 1 Cda de Miel, 2 Cda de Cilantro picado y 4 gotas de salsa picante.

Finalmente, solo será necesaria una licuadora, un cuchillo, un recipiente y una cuchara como utensilios para preparar la salsa.

Paso 2: Preparación

La preparación es extremadamente fácil, no tomará más de unos 10 minutos o incluso mucho menos.

-Empezamos por pelar los dientes de ajo y picar la hierba elegida (En mi caso, cilantro).

-Los colocamos en una licuadora y añadimos 2 claras de huevo y un huevo entero. Guarda las yemas de los otros dos huevos en la nevera para alguna futura receta (añadelos a un omelette, por ejemplo). Si no sabes cómo separar la clara de un huevo, haz clic aquí para visitar otros Instructables donde lo explican.

-Teniendo los dientes de ajo, las claras y el huevo entero y el cilantro, encendemos nuestra licuadora en velocidad Media-Alta y empezamos a añadir un chorro delgado de aceite vegetal, hasta que nuestra preparación se espese. Pueden ver el siguiente video para hacerse una idea de cómo se vería. (Perdón por la baja calidad, era de noche y había pésima luz)

-Por último, vertemos el preparado en un recipiente y agregamos los demás ingredientes: Mostaza, Salsa Picante, Limón, Miel, Sal y pimienta al gusto. Mezclamos todo con una cuchara y probamos nuestra salsa.

Recomiendo probarla antes y después de agregar cada ingrediente, hasta que encuentren el punto que más les guste, pues es obvio que cada quien tiene diferentes gustos (Hay quienes preferirán no agregarle el picante)

Paso 3: Disfruta de tu deliciosa salsa!

¡Nuestra deliciosa salsa de ajo está lista!

Te aseguro que muchos de tus amig@s y familiares quedarán encantad@s con esta sala.
Prueba algunas otras mezclas y compártelas en los comentarios, seguro otras personas lo agradecerán.

Como recomendación final, esta salsa es ideal para acompañar pescados fritos, sandwiches o mi comida preferida, simple pero deliciosa, la Papa criolla frita!! Aqui en mi país, Colombia, a estas papas con una salsa similar se les dice Papa Chorreada o Papa Sucia, dependiendo del lugar. La salsa para las originales Papas Sucias es una salsa verde de solo hierbas.

¡Disfruten de la comida!

Post a comment
Be nice!

Tenemos una política de comentarios respetuosos.
Por favor, se positivo/a y constructivo/a.

rubia.padron
rubia.padron dice: Ago 9, 2014. 9:54 AM

Gracias por la receta, a mi me encanta el ajo, y este año la recolta esta muy buena

tucker_translator
tucker_translator dice: Jul 30, 2014. 3 PM

Una pregunta más: ¿puedo usar el aceite de oliva en lugar del vegetal?

Mutazek
Mutazek dice: Jul 30, 2014. 6:56 PM

No veo por qué no, mientras sea aceite, hasta puedes usar aceite de tocino!! Claro, a tu corazón no le va a gustar. Obviamente el sabor cambiará un poco, pues de por sí el aceite vegetal sabe muy diferente al aceite de oliva. Me cuentas si sabe igual de delicioso, porque nunca lo he probado.

tucker_translator
tucker_translator dice: Jul 30, 2014. 6:49 AM

Jaja, acabo de darme cuenta de lo ignorado que soy en cuanto a los nombres de las varias hierbas en Español. A mi oído, albahaca debería ser un mamífero grande y flojo que vive en los Andes.

Bueno, me gusta mucho este proyecto. Nos faltan por aquí buenas recetas. Este tipo de comida no se ve mucho aquí en California, pero lo voy a cambiar esto de inmediato.

¿Me podrías dar unos consejos acerca de cocinar las papas? Las de la foto se ven buenísimas.

Mutazek
Mutazek dice: Jul 30, 2014. 7:05 PM

¡La Alpaca! Me encanta ese animalito, no le digas flojo =( Para mí es como una jirafa pequeña y peluda! =D.

Esas papas que uso, las Papas Criollas, creo que las conseguirás relativamente fácil en California, pues un familiar vive allá y dice que sí las venden, pero que en supermercados de cadena en la sección de importados o congelados. En tu caso solo requerirá que las laves un poco y las fries en abundante aceite caliente, no es necesario quitarles la piel. También puedes prepararlas cocinadas con un poquito de sal o hacer puré con ellas, siempre dejando la piel, que en serio se puede comer sin problema. También se puede azar en ceniza caliente, se mete en medio del carbón envueltas en hojas de platanero. Realmente es como preparar cualquier papa con la ventaja que solo debes lavarlas sin tener que quitar la piel.